El paso de lo virtual a lo presencial

Conocer a una persona cara a cara es solo una parte de conocerla por completo, pero también es cierto que cuando el primer acercamiento es el línea, sea o no un entorno bedesemero, hay que tomar precauciones, porque puede ser cualquier tipo de persona: bien intencionada o alguien que quiere dañar y poner en peligro a quien le está conociendo.

Yo diría que independientemente del género o del rol, previamente se debe prestar atención atención a posibles banderas rojas, no brindar información personal que dé acceso a áreas de la vida que se deseen reservar para personas de confianza.

Adicionalmente, cuando se quiera dar el paso de la virtualidad a la prespecialidad, debe hacerse en en entorno público y seguro.

También es importante que alguna persona del círculo personal sepa dónde y cuándo será el encuentro, con quién e incluso el número telefónico. No está demás compartirle a esa persona la ubicación en tiempo real y dejarle saber cuando ya se está en casa y a salvo.

Los grupos y reuniones bedesemeras son ideales para conocer presencialmente a alguien que solo se conoce en la virtualidad.

En estos temas no hay que correr, es mejor tomarse el tiempo, ver si esa persona te respeta lo suficiente como para conocerte, respetar tus tiempos y tus procesos. Además, la espera también puede servir de sazón a un encuentro delicioso…

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s